Watergy México

Eficiencia Integral en Agua y Energía

Alianza para el Ahorro de Energía USAID FIDE CONAGUA ANEAS CONAE IMTA CFE
twitter

Inicio>>Conceptos Watergy>>Eficiencia en la Demanda

Opciones en PolíticaFlecha de título

Para promover la eficiencia en el uso del agua, las empresas municipales tienen la opción adicional de cambiar las normas, códigos y estructuras de cobro locales.

 

Normas y Códigos de Construcción

 

Los municipios tienen la opción de utilizar los diversos códigos de construcción, plomería y reconversión para mejorar el uso eficiente del agua. Por lo menos, los códigos de construcción y plomería no deben obstaculizar la sustitución de regaderas y grifos para cocina y baño por equipo más eficiente. Como una estrategia más agresiva, un municipio puede promulgar normas para los aparatos electrodomésticos que utilizan agua en los edificios nuevos y los de propiedad del gobierno, y obligar a la reconversión de edificios para lograr una mayor eficiencia en el uso del agua. También pueden formularse requisitos para el diseño de jardines, drenaje y riego en áreas de nuevo desarrollo y espacios públicos.

 

Precios adecuados y generación de ingresos

 

Los subsidios al agua pueden ser uno de los más fuertes enemigos para el uso eficiente de este insumo. Primero, cuando se cobra una tarifa menor al costo del agua se manda a los consumidores una señal incorrecta en cuestión de precios; eso hace que los consumidores no aprecien el agua y la desperdicien. Segundo, los precios artificialmente bajos aumentan el tiempo de recuperación de muchos proyectos. Tercero, las tarifas bajas pueden causar que las empresas municipales de servicio de agua tengan recursos limitados para promulgar otras medidas de eficiencia.

 

Mediante el desarrollo de una estructura de precios que refleje el costo real del agua, se manda a los consumidores la señal correcta acerca del valor del agua y tendrán más interés en aprovechar las oportunidades para su uso eficiente. La experiencia ha demostrado que el desarrollo e instrumentación de políticas adecuadas de precios requiere una consideración cuidadosa, preparación y educación del consumidor. El costo real del uso del agua puede incluir múltiples variables como son agentes químicos, bombeo eléctrico, cargos por demanda en horas pico, tratamiento previo in situ y mano de obra relacionada. Los precios también deben incluir los costos ambientales y de capital, y estimular el uso eficiente del agua.

 

Al asignar los costos en una estructura tarifaria, deberá considerarse el impacto en la cantidad de agua demandada y los ingresos provenientes de diferentes tipos de usuarios. Para determinar un precio adecuado, la empresa puede tratar de cerciorarse cuál va a ser la reducción del porcentaje de la demanda por un cierto porcentaje de cambio en el precio. Idealmente, una apropiada estructura de precios ayudará a:

 

  • Satisfacer las demandas de infraestructura y de los sistemas naturales en forma más eficiente
  • Mantener ingresos suficientes y recuperar los costos para la empresa
  • Permitir que los clientes puedan pagar
  • Proporcionar subsidios vitales enfocados a los más pobres, desarrollados en forma transparente y equitativa.

 

Por ejemplo, la compañía Ghana Water and Sewerage Corporation inició un programa a principios de la década de los 90 para convertir los sistemas de agua en servicios administrados por la comunidad. Sin embargo, tuvieron problemas en el cobro de los pagos en las comunidades rurales más pobres. Debido a que la compañía no podía recuperar los costos, no podía sostenerse el enfoque de administración de parte de la comunidad. Una lección importante de este ejemplo es que es esencial la participación de la comunidad desde el principio. Las sugerencias de la comunidad deben considerarse en todas las decisiones que se realicen sobre los sistemas de agua, los sistemas que se pueden pagar, y dónde deberán instalarse. Esto es especialmente cierto en los lugares en donde los usuarios siguen prácticas tradicionales, como las zonas rurales o donde los clientes son pobres.

 

Las reducciones del lado de la demanda ofrecen un mecanismo económico para que las empresas municipales de servicio de agua reduzcan sus costos y mejoren la satisfacción del cliente. Se cuenta con múltiples tecnologías para permitir que el consumidor obtenga un servicio de agua igual o mejor, al mismo tiempo que utiliza una cantidad menor. Muchas veces cuesta menos la promoción de estas tecnologías que aumentar la capacidad. Intentando en forma agresiva el logro de reducciones del lado de la demanda, las empresas públicas de servicio de agua estarán en mejor posición de cosechar ahorros del lado del suministro.

Acerca de | Actividades | Conceptos Watergy | Recursos Técnicos | Financiamiento
Contáctenos | Foro | Chat